Actualidad política y regulatoria en Portugal – Political Intelligence

Principales hitos políticos 

  • Las elecciones parlamentarias tuvieron lugar el 10 de marzo y estuvieron marcadas por un notable y acentuado crecimiento del partido de extrema derecha Chega, que cuadruplicó su representación parlamentaria de 12 a 48 diputados. Este crecimiento permitió al partido de extrema derecha fortalecer su posición como la tercera fuerza política más grande en Portugal, estableciendo su posición como un jugador clave (o un aliado incierto).
  • En unas elecciones caracterizadas por márgenes muy estrechos, los Social Demócratas (AD) superaron por poco al Partido Socialista (PS) por dos escaños. Esta victoria los sitúa ligeramente por delante en la Asamblea de la República. La participación sin precedentes de 6.1 millones de votantes en estas elecciones ha generado un panorama de gobernanza desafiante.
  • Con apenas una diferencia de dos diputados separando a AD (79 diputados) de PS (77 diputados), ni la izquierda democrática ni la derecha están en condiciones de asegurar una mayoría absoluta. Los votos de los expatriados, que se contarán entre el 18 y el 20 de marzo, con cuatro escaños aún por asignar, complican la incertidumbre. A pesar de ello, el sentimiento predominante entre los líderes es claro: AD dirigirá el gobierno con una «mayoría relativa», mientras que PS se prepara para asumir el papel de la oposición.
  • Mientras tanto, el partido de extrema derecha Chega logró avances significativos, asegurando más de 1.1 millones de votos y aumentando su representación parlamentaria de 12 a 48 diputados, instando a una colaboración potencial con otros partidos.
  • Iniciativa Liberal (IL) mantuvo sus ocho diputados, pero no logró una coalición mayoritaria con AD, mientras que partidos más pequeños como Bloco de Esquerda (BE) mantuvieron sus cinco diputados, y el partido animalista PAN mantuvo su único diputado. Un resultado notable de la última noche fue el ascenso de Livre de uno a cuatro diputados. El Partido Comunista (PCP) perdió dos diputados y ahora tiene cuatro diputados.
  • Desafíos para el nuevo Gobierno. Esta configuración de gobierno será muy delicada, con AD necesitando el apoyo de PS (que ya prometió una oposición firme) o del partido Chega para aprobar propuestas. El ascenso del partido Chega como la tercera fuerza política más grande añade aún más complejidad. La colaboración efectiva y el compromiso serán cruciales, especialmente en asuntos críticos como la aprobación del presupuesto y las principales orientaciones políticas.
  • Próximos pasos. El Presidente de la República se reunirá con los partidos y coaliciones en orden ascendente hasta el 20 de marzo. El nombramiento del nuevo Primer Ministro tendrá lugar después del anuncio de los resultados de las circunscripciones en el extranjero el 20 de marzo, aunque debido al volumen de votos esta fecha podría ser pospuesta. Posteriormente, a finales de marzo o principios de abril, los diputados asumirán el cargo y el nuevo gobierno asumirá el cargo tras la convocatoria del Parlamento, sin un plazo establecido para su formación. Dentro de los diez días posteriores al nombramiento del Primer Ministro, se debe presentar el programa de gobierno. No se vota a menos que se presente una moción de rechazo. La moción de rechazo requiere una mayoría absoluta de votos y, si se aprueba, conduce a la dimisión del gobierno. El 10 de septiembre, el Presidente recupera el poder de disolución y puede convocar nuevas elecciones si no hay un gobierno funcionando. El 10 de octubre es el plazo para presentar el presupuesto de 2025, con una votación general posterior sobre el presupuesto a finales de mes, y el rechazo podría llevar a nuevas elecciones.